Vacaciones en familia para disfrutar las tradiciones de Colombia

Vacaciones en familia para disfrutar las tradiciones de Colombia

Pasar unas vacaciones en familia en un destino tan diverso como Colombia y disfrutar de sus tradiciones, es un placer único. Sigue leyendo y sabrás por qué.
2019-10-16

Unas vacaciones en familia en Colombia no son solo una oportunidad para hacer turismo, sino también para recrearse en las tradiciones más comunes del pueblo colombiano.
Las vacaciones en Colombia son una experiencia para compartir con miembros de la familia y estrechar los lazos familiares. Además de compartir momentos y vivencias de las tradiciones más particulares de este país.
Las tradiciones y costumbres colombianas son muy variadas en cuanto a música, gastronomía y celebraciones. Sin embargo, podemos mencionar algunas actividades comunes a todos los colombianos.


En tus vacaciones en familia puedes realizar estas actividades

Degustar un buen café y ponerle queso al chocolate

Esta es una actividad que es común a todos los colombianos y visitantes. En tus viajes en familia a Colombia, siempre tienes la expectativa de probar un buen café. 
El café negro o “tintico”, como se lo llama en Colombia, se toma a cualquier hora y en cualquier momento. Lo ofrecen en cada hogar y en muchos restaurantes y cafeterías de las principales ciudades del país.
Tan popular como el café sobre todo en la ciudad de Bogotá, es el chocolate caliente servido con un trozo de queso blanco. Esta es una combinación extraña pero típica de los locales, donde suelen acompañarlo en los desayunos con una arepa o una almojábana.
Ponerle queso al chocolate es definitivamente una marca común y deliciosa del colombiano que no puedes pasar por alto en tu viaje por este país.


El buen comer también es una tradición en Colombia

Cualquier ciudad de Colombia que visites durante tus vacaciones será un encuentro con la gastronomía de cada región. En Antioquía, seguramente degustarás una tradicional bandeja paisa.
En Bogotá, no puedes dejar de probar el ajiaco y en Cali, el sancocho valluno. Si tu destino es ir a las costas, no puedes dejar pasar un pescado frito con patacones.
Luego de terminar de comer tu plato principal, vienen los postres deliciosos típicos de cada zona y por último, una buena taza de café. 
Sin duda, es toda una experiencia disfrutar de estos tradicionales sabores en tus vacaciones en familia por Colombia.


Visitar los templos

Esta es una actividad muy típica de la temporada de Semana Santa. Colombia posee una vasta cantidad de templos, iglesias y catedrales con diversas arquitecturas.
Visitar los templos se ha convertido en una de las tradiciones religiosas que atrae a visitantes y turistas. Es toda una fiesta la preparación de cada templo y de cada actividad.
En estas fechas se realizan vía crucis, recorridos, misas, cantos y eventos especiales muy populares. Uno de los sitios que no puedes perderte en tus vacaciones en familia es la Catedral de Sal de Zipaquirá.
También puedes visitar en Colombia la Catedral Primada de Bogotá, ubicada en el centro histórico y político de la ciudad, y el Santuario de Nuestra Señora de las Lajas, en Ipiales.
Popayán es reconocida mundialmente por las procesiones nocturnas que allí se celebran. 

Catedral de sal de Zipaquirá


Ir a la playa

Es una tradición de Semana Santa en Colombia que todos los viajeros tengan como destino las playas. Especialmente los sitios y playas de Santa Marta y Cartagena.
Palomino, en la Guajira, es otro destino de playa que es visitado por los viajeros.
Los que viajan a Bogotá pueden hacer planes de piscinas en Melgar, Girardot y Mesa de Yeguas. Esta es una excelente oportunidad para compartir unas vacaciones con los niños. 


Visitar museos

Es una tradición para los colombianos visitar museos en los días festivos. En Colombia hay muchos museos y cada ciudad tiene sus alternativas propias y particulares.
Pero no solo los colombianos disfrutan de esta actividad, los visitantes que vienen de otros países son atraídos por la gran oferta de estos sitios culturales.
Bogotá tiene muchísimos museos, pero principalmente se recomienda conocer el Museo del Oro, el Museo Nacional y el Museo Botero.
En Medellín puedes visitar el Museo de Arte Moderno de Medellín y el Museo de Antioquía. En Cali tenemos el Museo la Tertulia y el Museo Caliwood para los seguidores del cine.


Paseos 

En Colombia es muy frecuente tomar vacaciones familiares durante los días festivos. Es un país que ofrece muchas opciones de vías por carreteras de fácil acceso.
Es una tradición tomarte esos días libres para trasladarte a las grandes ciudades o a pequeños pueblos. Con solo conducir tu vehículo, puedes llegar al campo o finca, a la playa o a tierra caliente.
En cualquiera de estos sitios, encontrarás actividades puntuales como comer una tradicional arepa o montar a caballo al aire libre.
Puedes hacer la ruta para conocer el Eje Cafetero o ir hasta Medellín desde Bogotá en carro, donde podrás apreciar hermosas vistas y parques naturales en el recorrido.
Desde la preparación del viaje hasta el recorrido al destino escogido, es una experiencia que tradicionalmente disfrutan los colombianos y los visitantes.

Salento


El día de las velitas

Es una hermosa tradición colombiana, de las más bellas del mes de diciembre. Con ella se le da la bienvenida a la Navidad utilizando velas, fogatas, guirnaldas y faroles en cada rincón del país.
En tu viaje a Colombia no puedes perderte esta hermosa celebración que comienza el 7 de diciembre a las 7 p.m. y termina en la madrugada del 8 de diciembre. Durante esas horas cada rincón de Colombia se ilumina con velitas y faroles.
Entre los pueblos que celebran esta fecha con más entusiasmo, podemos mencionar:

  • Corrales (Boyacá): Es uno de los pueblitos más iluminados en diciembre. A nivel nacional se la conoce como la Ciudad Luz. Todo un espectáculo su colorido juego de luces por las noches. Es algo digno de ver y disfrutar.
  • Quimbaya (Quindío): Tiene su atractivo en que sus habitantes construyen sus propios faroles, y alcanzan hasta los 40.000 distribuidos en todo el pueblo. Se conoce con el nombre de Festival de las Velas y Faroles de Quimbaya.
  • Villa Leyva (Boyacá): Se conoce como el Festival de las luces de Villa Leyva. Sus habitantes colocan velas en todo el municipio, adornando calles, balcones y aceras, mientras dura la celebración. 
  • Salamina (Caldas): Dan inicio a la temporada de Navidad con un show de fuegos artificiales. Reciben muchos visitantes y turistas durante esta fiesta tradicional. 

Las personas se reúnen para disfrutar los desfiles, carrozas y conciertos organizados especialmente para esta ocasión. 


El sonido del acordeón

El vallenato sin duda alguna forma parte de las tradiciones colombianas, con más de 200 años de existencia. Esta música nació en las zonas ganaderas y se ha extendido por todo el mundo.
Dondequiera que se escuche el acordeón, despierta en los colombianos sentimientos de amor por su país.
Uno de los acontecimientos más conocidos es el Festival de la Leyenda Vallenata. Este festival se lleva a cabo normalmente entre el 26 y el 30 de abril.
Es una gran fiesta que atrae a miles de turistas a Valledupar. En el festival se destacan artistas de talla internacional y hay concursos de música vallenata.
Este evento, más que música, representa la cultura del Caribe colombiano. Si tienes espacio en tu itinerario de viaje, no te pierdas este acontecimiento único en el país. 


La época navideña

Sin duda, diciembre es un mes hermoso en Colombia. Los que decidan visitar el país en esta fecha no se arrepentirán.
A partir del 16 de diciembre las casas, oficinas, residencias, parques y plazas públicas colocan su pesebre para comenzar la fiesta de la novena. Se acostumbra acompañar esta celebración con dos platos típicos: natilla y buñuelos.
Las familias y los amigos se reúnen a cantar villancicos con panderetas y maracas.
Uno de los atractivos turísticos de esta época de Navidad que cada año atrae a los visitantes son los impresionantes alumbrados de la ciudad. Cada espacio alumbrado compite por un premio.
Las compras navideñas no son un problema, ya que las principales ciudades poseen una gran cantidad de centros comerciales. Especialmente la capital, Bogotá.